Un momento por favor...
Cargando datos
Búsqueda avanzada  |   Buscar:          
  
Inicio » Bolas

Titleist: Bolas AVX ¡17% dtº! -

         

 

Titleist: Bolas AVX ¡17% dtº!


15890
59,00 €
49,00 €
(IVA incluido)
   
Titleist title=
Unidades disponibles: 9
Entrega en 1 a 2 días laborables
Garantía 2 años
 Añadir a google Agregar a Facebook Agregar a Myspace.com Añadir a Twitter      

INFORMACIÓN COMPLETA


DISTANCIA ESPECTACULAR CON UN EXCEPCIONAL TACTO BLANDO
Si le gusta la ProV1, esta bola le entusiasmará. Misma tecnología que la ProV1, pero más blanda (compresión 80 en lugar de 100), más distancia con los hierros, tres capas y una revolucionaria capa de hoyuelos planos con aerodinámica mejorada

Esta nueva bola utiliza una capa interna y una cubierta de nueva generación con increíble tecnología aerodinámica.
La AVX es la bola de tipo Premium, perfecta para jugadores que priorizan la distancia y buscan un tacto extremadamente blanda, con un vuelo de bola muy bajo. Se ha diseñado para ser la bola de vuelo más bajo, con el menor spin y el tacto más blando de todos los modelos de elevadas prestaciones de Titleist



CAPA CORAZÓN
Nueva y revolucionara capa interna de alta velocidad y baja compresión, consiguiendo una gran energía para obtener distancias espectaculares con un excepcional tacto blando

CUBIERTA
Cubierta en uretano GRN41 que aumenta el control con un tacto muy blando y una gran duración y resistencia a arañazos

CAPA MEDIA
De gran elasticidad, aumenta la velocidad y el control del spin para conseguir aún mayores distancias

DISEÑO DE LOS HOYUELOS
Diseño único con 352 hoyos esféricos tetraédricos de tipo plano


PARA ELEGIR MEJOR SUS BOLAS, LE OFRECEMOS UNA COMPLETA GUÍA:

CÓMO ELEGIR LA BOLA CORRECTA
Muchas veces nos equivocamos al elegir la bola que mejor encaja en nuestro juego. A cualquier golfista le gusta jugar con una bola muy precisa y que llegue muy lejos, pero muchas veces no la elige correctamente, y en ocasiones nos limitamos a escoger bolas de marcas o modelos muy conocidas utilizadas por jugadores profesionales. Una pregunta típica es ¿puedo jugar con la misma bola que un Pro? Y en general, la respuesta suele ser que no.

La bola que utilizan los Pros está ajustada a sus características profesionales. Son sin duda bolas excelentes, pero cuando las utilizan los amateurs, que tiene muchas diferencias en su juego comparado con un Pro, y no implican necesariamente que sean una buena elección. Por el contrario, puede mejorar sus prestaciones si elige la bola más adecuada para usted. Las bolas de golf tienen una gran variedad de especificaciones y para ello es importante conocer nuestro swing y bola correcta

LA COMPRESIÓN
La dureza de compresión de la bola es un concepto similar al de la varilla de un palo. Las bolas se clasifican según sus durezas de compresión, y es preferible seleccionar su dureza dependiendo de la velocidad del swing. Las compresiones van generalmente de 50 a 12



La dureza de compresión afecta mucho a la distancia según la velocidad que imprimamos a la cabeza del palo. Cuando un jugador con velocidad baja golpea una bola de compresión alta, la transmisión de fuerza que se realiza al centro de la bola no es la correcta.
Asimismo, cuando un jugador de velocidad alta golpea una bola de compresión baja, la fuerza aplicada en el golpe se dispersa más de lo necesario en todo el centro de la bola, de modo que la precisión de la distancia y de la dirección se reduce
LA DUREZA
Está marcada por la capa externa de la bola, la de los hoyos. Generalmente las bolas se fabrican en durezas de 40 a 70.



La dureza es un factor que afecta mucho la sensación en el golpe, el spin y la distancia. A mayor dureza mayor será la fuerza de repulsión, lo que la convierte en una bola excelente para jugadores que buscan distancia. En cambio, las bolas blandas, con dureza baja, ofrecen más control en lugar de distancia.
La distancia es inversamente proporcional al spin, por ello es importante conocer nuestro estilo de juego y utilizar la bola de la dureza adecuada



HOYUELOS
El diseño de los hoyuelos, su combinación de diferentes tamaños y su estructura afecta al vuelo de la bola.
Los hoyuelos de una bola con como las alas de un avión. Sus principios de vuelo son aplicables a la bola. Cuando la bola vuela la presión del aire pasando por la zona superior de la bola es más pequeña que la de la zona inferior, de modo que se genera una fuerza de flotación que permite mantener la bola en el aire por un tiempo largo.
Cuantos menos hoyuelos tenga la bola mayor será la generación de subida y la altura que alcanza la bola. En cambio, con un mayor número de hoyuelos la generación de subida será menor y el vuelo de la bola más bajo



EL SECRETO DE LA DISTANCIA
La distancia perfecta se consigue con un vuelo de bola óptimo
Para conseguir la distancia óptima debemos elegir una bola con la dureza de compresión adecuada a nuestra velocidad de swing. Generalmente una bola con una altura de trayectoria moderada es la ideal. El vuelo considerado más óptimo tiene una altura de 25 a 30 metros, y el tiempo medio de vuelo de la bola es de 5,5 a 6 segundos

Si quiere obtener la máxima distancia con su swing, lo primero que debe conocer es su velocidad de swing. Si un jugador con velocidad de swing baja utiliza una bola de dureza de compresión alta, la fuerza transmitida a la bola será débil, haciendo difícil estabilizar la bola y perdiendo distancia. Contrariamente, con una velocidad de swing elevada si utilizamos una bola de dureza de compresión baja la fuerza se transmite ampliamente al centro de la bola, perdiendo distancia.
El vuelo de la bola es un factor importante. Para asegurar un vuelo de la bola estable necesitamos saber cómo se han diseñado los hoyuelos. Si el vuelo de la bola es muy bajo, debemos seleccionar hoyuelos de trayectoria alta y si el vuelo es muy alto escoger hoyuelos de trayectoria baja que ofrezca una trayectoria de vuelo estable que contribuyan a ganar distancia. El tiempo de vuelo de la bola está relacionado con la trayectoria. Si la trayectoria de la bola es muy baja, el tiempo de vuelo se acortará y la distancia se reducirá. Sin embargo, si la bola vuela más alta de lo necesario la dirección de la fuerza la dirigirá hacia arriba en lugar de hacia adelante, perdiendo distancia



RODAJE
Lo más importante en el golf es la precisión, que puede dividirse en precisión en calle o en el green
Para la calle es importante conocer exactamente dónde ha aterrizado la bola. Los jugadores amateurs intentan golpear la bola recta, pero los errores se producen al intentar conseguir el impacto exacto. En estos casos, elegir una bola de spin bajo ayuda a su juego. Ello se debe a que se minimiza el ángulo de deflación generando un menor spin lateral a la vez que se incrementa relativamente la rectitud. Una bola de spin bajo es buena en distancia y rectitud, pero puede haber muchos errores en el ajuste la Green



Para jugadores medios y avanzados, si se quiere conseguir un cierto grado de swing e impacto, debe jugarse en el Green con precisión. Por ello, es una ventaja seleccionar una bola que genere un spin elevado y minimice errores en el Green. No obstante, una bola que tenga una buena fuerza de spin tendrá una cubierta con elasticidad reducida, lo que redunda en una menor distancia comparado con otra que tenga un spin bajo

CAPITULO 1. EL RENDIMIENTO

Rendimiento de la bola de golf
El rendimiento de una bola de golf puede desglosarse en cuatro categorías principales: condiciones de lanzamiento, características aerodinámicas, durabilidad y toque.
Los objetivos de toque y durabilidad son bastante sencillos: la bola debe resultar blanda y ágil al toque, sin dejar por ello de ser duradera y resistente.
Las condiciones de lanzamiento y las características aerodinámicas son más complejas: una bola bien diseñada debe girar, penetrar, presentar fade o draw y comportarse en el aire de manera diferente dependiendo del palo y del golpe.


Condiciones de lanzamiento
Las condiciones de lanzamiento determinan con precisión qué hace la bola inmediatamente después del impacto. Las condiciones de lanzamiento que más afectan al rendimiento de la bola son la velocidad de lanzamiento, el backspin y el sidespin.
La velocidad de la bola de golf es el factor que más influye en la distancia. Una velocidad elevada de la bola se relaciona directamente con un incremento de la distancia.
Todos los golpes tienen backspin. El backspin es útil en el green porque mejora el control, pero si es excesivo puede reducir la distancia.


Aerodinámica
Durante el vuelo, las condiciones de lanzamiento de la bola interactúan con la aerodinámica del vuelo para determinar la trayectoria general de la bola.
Las dos componentes principales de la aerodinámica son sustentación y resistencia.
Sustentación es la fuerza que actúa en el plano vertical y resistencia es la fuerza que se opone al movimiento de la bola.
A diferencia de la resistencia, la sustentación debe optimizarse para lograr la trayectoria deseada. Un exceso o un defecto de sustentación pueden acarrear una pérdida de distancia.


Toque
El toque es un aspecto subjetivo pero clave del rendimiento de una bola de golf y un factor determinante a la hora de elegir una bola.
Todos los elementos de la bola contribuyen a su toque. La cubierta influye más en el pateo y en los golpes más cortos. El núcleo es más determinante en el caso de las maderas y los hierros largos


CAPITULO 2. NUCLEO

Núcleo
El núcleo de todas las bolas sólidas está hecho de polibutadieno (caucho sintético), un material con una capacidad de respuesta extremadamente elevada que devuelve la mayor parte de la energía que se le aplica.
El tamaño y la rigidez son los dos factores principales para determinar la influencia del núcleo en el rendimiento.
El polibutadieno puede fabricarse con la rigidez deseada y el núcleo propiamente dicho puede ser de distintos diámetros, dependiendo de los objetivos de rendimiento que se busquen.


Rendimiento del núcleo
El núcleo afecta al rendimiento de todos los palos de la bolsa, pero es especialmente importante en el caso de palos con velocidades de swing más elevadas, como las maderas y los hierros largos.
El núcleo de caucho de polibutadieno que se emplea en las bolas de golf tiene una capacidad de respuesta extraordinariamente alta y es muy eficiente a la hora de devolver la energía que se le aplica. La rigidez del núcleo puede influir en todos los aspectos de las condiciones de lanzamiento, incluyendo la velocidad de la bola, el ángulo de lanzamiento y el sidespin.
El tamaño del núcleo tiene también mucha influencia sobre las condiciones de lanzamiento, en particular sobre la velocidad de la bola.


Rigidez del núcleo
El núcleo es el componente de mayor tamaño de la bola de golf. La rigidez del núcleo desempeña un papel considerable en el rendimiento de la bola y contribuye de manera importante a la sensación de firmeza o suavidad de la bola al golpearla.
Las bolas de golf con un núcleo más rígido son por lo general más rápidas que las bolas con un núcleo más blando, independientemente de la velocidad de swing.
Las bolas de golf con núcleos más blandos se comprimen más contra la cara del palo y producen menos spin que las bolas de golf con núcleos más firmes.
Las tecnologías como Energy Gradient Growth® de Srixon hacen posible la creación de núcleos de rigidez variable y permiten maximizar la velocidad de la bola manteniendo un spin bajo con los drivers.


Tamaño del núcleo
Aunque siempre sea el componente más grande de la bola de golf, el tamaño del núcleo de las bolas que se comercializan en la actualidad varía en gran medida.
Podría decirse que el núcleo es como el motor de la bola de golf. Un núcleo de mayor tamaño puede equipararse con un motor más grande. Un motor más grande significa más potencia y más potencia significa más velocidad de la bola.
Dado que el reglamento del golf impone restricciones muy claras sobre el tamaño de la bola, para conseguir un núcleo de mayor tamaño es preciso adelgazar la cubierta. Los mejores fabricantes son capaces de producir bolas de golf con cubiertas extremadamente delgadas que permiten apurar al máximo la velocidad.


CAPITULO 3. CUBIERTA

Cubierta
El diseño de la cubierta desempeña un papel fundamental en el rendimiento general de la bola, sobre todo con los palos de más loft y en los golpes en el green.
Dependiendo de su grosor y su rigidez ("dura" o "firme" y "blanda" son los adjetivos más habituales a la hora de describir la rigidez de una cubierta), la cubierta ejerce diversos efectos sobre la velocidad y el spin de la bola.
La cubierta desempeña también un papel crucial en lo referente a la durabilidad y al toque. En realidad, no hay ningún aspecto del comportamiento de la bola que no se vea influenciado de un modo u otro por el diseño de la cubierta.


Materiales de la cubierta
Las cubiertas de las bolas de golf están hechas de dos tipos de materiales: uretanos o ionómeros.
El uretano es un material elástico resistente y muy blando que se utiliza en las bolas de alta gama, destinadas a la competición profesional. El ionómero es un plástico firme que se utiliza en las bolas orientadas a la distancia que se comercializan normalmente.
Ambos materiales pueden tratarse para proporcionarles propiedades muy diferentes, las más importantes de las cuales son la durabilidad y un bajo nivel de rigidez.


Grosor de la cubierta
La velocidad de la bola y el backspin son inversamente proporcionales al grosor de la cubierta. Las cubiertas gruesas producen menos velocidad pero más backspin y, a la inversa, si la cubierta es más fina, la bola tendrá más velocidad pero menos spin.
Dado que el COR (siglas en inglés de Coeficiente de Restitución) del material de la cubierta es inferior al del núcleo, las bolas de golf con cubiertas gruesas son por lo general bolas de baja velocidad.
El spin en el green se genera maximizando el área de contacto entre la bola de golf y la cara del palo. Las cubiertas gruesas pueden deformarse más en el momento del impacto y por lo tanto entran en contacto con una superficie mayor de la cara del palo. Como consecuencia, las bolas con cubiertas gruesas generan más spin.


Rigidez de la cubierta
La rigidez de la cubierta impone el mismo compromiso que su grosor: con una cubierta blanda la bola tendrá más spin en el green, pero será a costa de su velocidad.
El grosor y la rigidez de la cubierta no tienen el mismo impacto en la relación entre el backspin y la velocidad de la bola. La rigidez de la cubierta afecta mucho más al backspin que a la velocidad de la bola. El grosor de la cubierta, por su parte, afecta más a la velocidad de la bola.
Por este motivo, los ingenieros se esfuerzan constantemente por encontrar métodos para adelgazar la cubierta (maximizar la velocidad de la bola) y ablandarla (maximizar el spin en el green) sin que ello suponga merma de durabilidad.


CAPITULO 4. MATERIALES

MATERIALES
Para la fabricación de las bolas de golf se emplean numerosos materiales, pero la mayoría pertenecen a una de las tres categorías siguientes: cauchos, ionómeros y uretanos.
En el pasado, las bolas eran de madera, de cuero relleno de plumas o de productos obtenidos a partir de la savia de árboles, como la gutapercha y la balata. Con el tiempo, estos materiales fueron sustituyéndose con los que se emplean hoy en día, cuyo rendimiento es muy superior.


Uretano
El uretano es un polímero que se asemeja a muchos plásticos de uso cotidiano. Como en el caso de los plásticos, el uretano permite el control de muchas de sus propiedades, como la resistencia o la dureza.
Para las cubiertas se utilizan dos tipos de uretano: termoplástico y termocurado. Los uretanos termoplásticos se ablandan cuando se calientan. En el caso de los termocurados, el calor se utiliza para "curarlos" o endurecerlos. Los uretanos termoplásticos permiten un mayor grado de precisión y versatilidad en el diseño, puesto que es posible calentarlos y moldearlos repetidamente.
Los fabricantes de bolas de golf contratan a ingenieros químicos para desarrollar y mejorar compuestos de uretano.


Ionómero Los materiales ionoméricos son muy similares a los plásticos que se utilizan para las capas intermedias en las bolas de alta gama y para la cubierta de la mayor parte de las bolas de golf de dos capas.
A diferencia de los uretanos, los ionómeros no pierden su resistencia si se modifican para hacerlos más blandos. Los ingenieros de Srixon son pioneros en el desarrollo de nuevos ionómeros capaces de retener sus características de resistencia al hacerlos más blandos. Surlyn® es el tipo de ionómero más común para la fabricación de cubiertas de bolas de golf.


Caucho
El caucho de polibutadieno es un caucho sintético que se utiliza para la fabricar el núcleo de todas las bolas de golf del mercado.
Una de las primeras aplicaciones del polibutadieno fue la fabricación de neumáticos de automóvil, lo que explica por qué algunos fabricantes de bolas de golf empezaron su actividad como fabricantes de neumáticos.
La propiedad más útil del caucho es su capacidad de respuesta. Gracias a esta propiedad, la mayoría de la velocidad de la bola proviene del núcleo.
Pero no todos los cauchos son iguales. El núcleo de la bola de golf puede fabricarse para que sea firme, blando o una combinación de ambos.


CAPITULO 5. AERODINÁMICA

AERODINÁMICA
La interacción entre la bola del golf y la atmósfera está sometida a las leyes de la aerodinámica. Las dos fuerzas aerodinámicas principales son la sustentación y la resistencia. La resistencia hace que la bola se desplace más despacio. Reducir la resistencia permite aumentar la distancia alcanzada.
La sustentación es una fuerza que empuja la bola de golf hacia arriba y que debe optimizarse para maximizar la distancia que esta alcanza.


Los hoyuelos y la resistencia
Los patrones de hoyuelos se han diseñado para minimizar la resistencia, es decir, la fuerza que se opone al movimiento de la bola.
Al pasar sobre una bola de superficie lisa, la corriente de aire es laminar (es decir, su flujo es uniforme) y se aparta de la bola dejando una gran estela detrás de ella, que ocasiona resistencia.
Con la adición de los hoyuelos a la bola, la corriente de aire se convierte en turbulenta (es decir, el flujo no es uniforme) y permanece más cerca de la bola durante más tiempo lo que reduce la estela y, a su vez, la resistencia.


Los hoyuelos y la trayectoria
Los hoyuelos pueden modificar la forma en que la bola se desplaza por el aire lo que, a su vez, puede afectar a la cantidad de sustentación que se produce.
El factor que más directamente determina la sustentación es la suma del volumen de todos los hoyuelos de la bola. Cuanto mayor sea el volumen total de los hoyuelos, más baja será la sustentación.
La física de la sustentación (el efecto Magnus) es complicada. Simplificando, podríamos decir que, debido al backspin de la bola, el aire se desplaza más deprisa por encima de la bola de golf que por debajo. La diferencia de presión resultante crea una empuje hacia arriba sobre la bola de golf.


Diseño de los hoyuelos
El diseño de los hoyuelos ha evolucionado con el tiempo, como las propias bolas de golf. Los fabricantes emplean las tecnologías más avanzadas, como la dinámica de fluidos computacional, para optimizar el rendimiento de los patrones de hoyuelos.
Para desarrollar nuevos conceptos de diseño de hoyuelos se utiliza software de diseño asistido por ordenador (CAD, por sus siglas en inglés).
A continuación, los patrones de hoyuelos se someten a pruebas utilizando software de dinámica de fluidos computacional (CFD por sus siglas en inglés) y equipos de laboratorio, al objeto de determinar sus propiedades de resistencia y sustentación.
Por último, se realizan pruebas con prototipos para completar la información obtenida mediante los análisis computacionales y lograr el mayor rendimiento posible con el patrón de hoyuelos.


CAPITULO 6. MÚLTIPLES CAPAS

Bolas de golf multicapa
Las bolas de golf se dividen en dos categorías principales: bolas de dos capas y bolas de tres o más capas.
Las bolas de golf de tres o más capas utilizan en general una capa intermedia que permite más flexibilidad en el diseño y puede, potencialmente, mejorar el rendimiento.
Algunas bolas de golf usan núcleos dobles o multicapa para conseguir un rendimiento variable en distintas regiones del núcleo.
Las bolas del futuro combinarán múltiples capas y otras tecnologías.


Capa intermedia
La capa intermedia, diseñada específicamente para cada tipo de bola con el fin de mejorar su rendimiento, consiste normalmente en una fina capa de ionómero situada entre la cubierta y el núcleo.
En las bolas de tres capas con cubiertas de ionómero, la capa intermedia suele ser más blanda que la cubierta, para conseguir un mejor rendimiento con el spin.
En las bolas tres capas con cubiertas de uretano, la capa intermedia es normalmente más rígida que la cubierta y preserva la velocidad de la bola, lo cual permite utilizar una cubierta más blanda que genere mucho spin en el green.


Núcleos múltiples
El núcleo ideal de una bola de golf debe conferir una velocidad elevada a la bola y bajo spin con el drive. Para conseguirlo, los fabricantes utilizan tecnologías de rigidez variable como Energy Gradient Growth® (Incremento del gradiente energético) o núcleos multicapa.
Un núcleo que es más blando en el interior que en el exterior puede ofrecer alta velocidad y bajo backspin, una combinación difícil de conseguir con núcleos de rigidez uniforme.
Los diseños con núcleos dobles o múltiples núcleos utilizan varios componentes para conseguir un perfil de rigidez variable. Estos diseños emplean un núcleo exterior firme y un núcleo interior más blando.


Diseños del futuro El futuro de las bolas de golf son las bolas multicapa con núcleos de varias capas cuyas propiedades de rigidez no solo variarán de un componente a otro, sino también en el seno de cada componente.
La tecnología E.G.G. se incorporará para mejorar el rendimiento de los núcleos de varias capas. Esto proporcionará transiciones uniformes en el interior de la bola de golf, pero con un rango de rendimiento más amplio.
Gracias a la tecnología E.G.G. y a los núcleos multicapa, será posible crear una bola de golf con un nivel de rigidez idóneo en la totalidad de su núcleo y con una progresión uniforme y continua que garantice un comportamiento fiable y constante.


CAPITULO 7. BOLAS AMARILLA
Las bolas de golf Yellow incorporan la ciencia de la percepción visual integrándola con la psicología del efecto de los colores sobre el cerebro humano.
Estas bolas combinan las ventajas visuales y psicológicas de los colores amarillo y verde para influir positivamente en la psicología del jugador y mejorar su rendimiento.
La ciencia ha demostrado que el amarillo es el color más visible del espectro, por lo que resulta muy fácil de percibir incluso a gran distancia.
Por otro lado, los estudios de la psicología del color hay demostrado la existencia de una correlación entre el color verde y la reducción del estrés.

Los ingenieros de Srixon han realizado pruebas exhaustivas de visibilidad para determinar en qué medida la bola de golf Amarilla mejora su visibilidad comparada con la bola Blanca. A 205 metros, una distancia inferior a la distancia media de un drive, la bola de golf Amarilla era dos veces más fácil de ver que una blanca.
Gracias a su visibilidad mejorada, la Amarilla facilita a los jugadores la visualización del golpe que desean desde el tee. Además, también resulta más fácil seguir el vuelo de la bola en su totalidad, lo que permite prepararse mentalmente para el siguiente golpe más rápido.


CAPITULO 8. DURABILIDAD

Durabilidad y recubrimientos
Puede que la durabilidad no sea la faceta más llamativa del rendimiento, pero no cabe duda de que puede añadir más valor a una bola de golf que muchas otras de sus características.
En esta sección intentaremos dar respuesta a algunas de las preguntas más habituales en relación con la durabilidad de las bolas de golf como son el uso propuesto, la duración total de la vida útil y el concepto de caducidad.
Los fabricantes adoptan numerosas medidas para incrementar la durabilidad. Dos de las principales áreas de investigación se centran en la creación de materiales más fuertes y en el desarrollo de recubrimientos más eficaces.


Recubrimientos
La aplicación de recubrimientos y pintura es específica de cada fabricante y de sus objetivos de rendimiento y durabilidad.
Las bolas de golf que utilizan uretano termocurado requieren una capa de pintura para corregir el tono amarillento natural de estos materiales.
Sin embargo, la pintura puede tener un efecto negativo sobre el rendimiento de los hoyuelos. Por este motivo, algunos fabricantes utilizan uretano termoplástico precisamente para no tener que verse obligados a usar pintura.
Casi todas las bolas de golf llevan un recubrimiento transparente. Este recubrimiento mejora la durabilidad de los materiales de la cubierta y contribuye a mejorar el aspecto brillante y acabado de la bola.


Durabilidad
El problema de durabilidad de las bolas de golf más habitual entre los jugadores son las marcas y el descascarillamiento que las bolas sufren con el uso normal.
Las marcas y los cortes afectan a las características aerodinámicas del vuelo de la bola, así como al spin con los wedges y otras condiciones de lanzamiento.
Dependiendo del deterioro sufrido por el patrón de hoyuelos, el efecto puede ser una reducción de la distancia o una dispersión exagerada.
Recomendamos a los jugadores que sustituyan las bolas de golf cada vez que se produzca un corte en la cubierta. Las marcas superficiales menores no siempre exigen la sustitución de la bola de golf, pero es preciso tener en cuenta que pueden afectar negativamente al spin con el wedge.


Vida útil
Las bolas de golf resisten cientos de impactos con el driver. Pese a los temores de que las bolas pueden caducar en los estantes de la tienda o saturarse de humedad en el obstáculo de agua, la vida útil de una bola viene determinada principalmente por nuestra capacidad para seguir jugando con ella.
A diferencia de las bolas de tenis, la exposición a la atmósfera y los cambios sutiles de temperatura y humedad no tienen por qué afectar al rendimiento de la bola de golf a largo plazo.
Tanto el uretano como el ionómero son impermeables, es decir, que una bola de golf sumergida no absorbe agua; sin embargo, el agua puede degradar la cubierta con el tiempo y deteriorar el rendimiento de la bola.


CAPITULO 9. MEDIO AMBIENTE

Condiciones ambientales
Son muchos los fenómenos naturales que pueden afectar al rendimiento de una bola de golf y, como consecuencia, influir en el juego.
Los tres factores ambientales principales que afectan el rendimiento de la bola de golf son el viento, la altitud y la combinación de temperatura y humedad.


Viento
El viento tiende a acentuar las características de rendimiento de la bola de golf, pero si poseemos una buena comprensión de las circunstancias en que esto se produce, podremos neutralizar sus efectos negativos.
Volar contra el viento aumenta la sustentación y la resistencia de la bola. El resultado es una trayectoria más elevada y corta, que da como resultado un vuelo bombeado con pérdida de distancia.
El viento a favor, por el contrario, reduce tanto la sustentación como la resistencia, lo que permite alcanzar más distancia si las condiciones de lanzamiento son apropiadas.


Altitud
La presión atmosférica cambia con la altitud. Cuanto mayor es la altitud, más baja es la presión atmosférica, lo que reduce la sustentación y la resistencia.
Debido a la reducción de la resistencia, las bolas de golf vuelan más lejos y se consiguen más "home runs". En el golf, el efecto de la reducción de la resistencia es que la bola llega más lejos con todos los golpes.
Además, con la reducción de la sustentación, el pitch tiende a ser más recto y, por lo tanto, más fácil. En el golf, menos sustentación supone un vuelo más recto de la bola y menos problemas derivados de un exceso de spin.


Temperatura y humedad
La temperatura afecta tanto a la trayectoria de la bola como a su capacidad de respuesta en el momento del impacto. La humedad solo afecta al vuelo de la bola.
Cuando sube la temperatura o baja la humedad, la densidad del aire se reduce. Cuanto más baja es la densidad del aire, más se reducen la sustentación y la resistencia. Las temperaturas más elevadas con menor humedad permiten obtener más distancia.
Los cambios de temperatura pueden afectar a la respuesta del núcleo de la bola. El núcleo pierde parte de su capacidad de respuesta al enfriarse y, como consecuencia, no puede impartir tanta velocidad a la bola. Si el tiempo es frío, la velocidad de la bola será menor.


CAPITULO 10. EL REGLAMENTO DEL GOLF

El reglamento del golf
Al objeto de mantener la coherencia del juego y preservar su integridad, el reglamento del golf impone ciertas restricciones sobre el rendimiento de las bolas de golf.
Existen diversas reglas relativas a los palos de golf que, de hecho, controlan el comportamiento de la bola. Estas reglas afectan al COR (la velocidad de la bola), al MOI (efecto lateral y constancia) y a las ranuras (spin con el wedge).


Dimensiones
Las bolas de golf destinadas a la competición oficial están sujetas a unas restricciones físicas básicas. El objetivo principal de estas restricciones es contribuir a limitar su rendimiento. El diámetro de la bola no puede ser inferior a 42,67 mm (1,680 in).
Su peso no puede superar los 45,93 g (1,620 onzas).
La bola de golf debe ser simétrica. Por lo tanto, no puede diseñarse, fabricarse ni alterarse para que posea propiedades diferentes dependiendo de su orientación.


Velocidad inicial
La velocidad inicial que la bola puede generar también está limitada. Esta regla es el equivalente de la limitación del COR en los palos de golf.
Los organismos rectores del juego del golf emplean una máquina especial para poner a prueba la velocidad de todas las bolas de golf. La máquina consta de una rueda giratoria de gran tamaño dotada de una pala semejante a un palo de golf que, al ser liberada, golpea la bola.
La velocidad de la bola de golf es una condición de lanzamiento de gran importancia en lo que a la distancia se refiere. Esta regla se destina a limitar la distancia.


Distancia total
Además de su velocidad inicial, el reglamento del golf también limita la distancia total conseguida por la bola. Para ser reglamentaria, la bola no debe superar una distancia determinada bajo ciertas condiciones.
En el pasado, la distancia se medía utilizando un robot con un palo de serie. Con los avances de la tecnología, la prueba se ha actualizado y en la actualidad se utilizan modelos virtuales prácticamente en la totalidad del proceso.


OTROS CLIENTES VISITARON

Wilson: 12 Bolas DX2 Dama -   Wilson: 12 Bolas DX2 Dama


24,95 €
(IVA incluido)
  
Wilson: 12 Bolas D32 Softskin -   Wilson: 12 Bolas D32 Softskin


34,95 €
(IVA incluido)
  
Slazenger: 24 bolas V300 Soft Blancas -   Slazenger: 24 bolas V300 Soft Blancas


14,95 €
(IVA incluido)
  
Slazenger: 24 bolas V300 Soft Naranjas -   Slazenger: 24 bolas V300 Soft Naranjas


14,95 €
(IVA incluido)
  
Slazenger: 24 bolas V300 Soft Amarillas -   Slazenger: 24 bolas V300 Soft Amarillas


14,95 €
(IVA incluido)
  
Srixon: Bolas AD333 Tour 2018 -   Srixon: Bolas AD333 Tour 2018


40,00 €
38,50 €
(IVA incluido)
  
Nitro: Bolas Pulsar Multicolor ¡41% dtº! -   Nitro: Bolas Pulsar Multicolor ¡41% dtº!


37,00 €
21,95 €
(IVA incluido)
 
Nitro: Bolas Pulsar Naranjas ¡41% dtº! -   Nitro: Bolas Pulsar Naranjas ¡41% dtº!


37,00 €
21,95 €
(IVA incluido)
 

COMENTARIOS DE CLIENTES: